¿Una sesión de spa y cuidado de tu piel sin salir de casa?

Una de las maneras más relajantes para cuidar de tu piel es, sin duda, disfrutar de una buena sesión de spa. Elegir el centro más adecuado para ello puede resultar algo tedioso: no siempre están cerca, puede que no tengan los cosméticos que te gustan, las sesiones duran poco o son muy caras… No te preocupes, te puedes montar tu propio spa y cuidar mejor que nadie tu piel sin salir de casa.

Lo primero que debes hacer es cerciorarte de disponer de un tiempo para ti. Aprovecha cuando tu pareja sale, los niños se quedan con sus amigos y aún falte tiempo para dar el paseo al perro. A continuación elige el espacio de casa donde quieres tener tu sesión de spa… por norma general es el baño pero, si tienes espacio en el salón, seguramente lo aproveches.

Este par de aspectos es fundamental para que tu spa casero resulte efectivo para relajarte y mimarte la piel. A continuación te dejo una serie de consejos para ofrecerte el mejor cuidado para tu piel. ¡No te despistes!

Aprovecha las bondades de la aromaterapia

Tu sesión de spa en casa no debe centrarse exclusivamente en el cuidado de tu piel. Decorar el espacio con algunas velitas aromáticas o aceites esenciales te vendrá de perlas para reducir tu nivel de estrés y relajarte mucho antes.

Relajación, liberación de las vías respiratorias, aliviar dolores de cabeza y musculares… la aromaterapia cuida de ti. Elije los aromas que más te agraden e inunda tu spa casero con ellos. ¡Te va a encantar!

Cuida tu piel como un experto

Antes de lanzarte de lleno a darte masajes, aprovecha la ocasión y exfóliate la piel. Es la mejor manera para eliminar células muertas, limpiar y preparar la piel para una posterior aplicación de cremas reparadoras e hidratantes.

Por descontado, te recomiendo que emplees el exfoliante tonificante de Vid Divine pues, además de limpiar y tonificar, te deja la piel súper suave y luminosa. Además, estoy cien por cien segura que su aroma frutal te encantará. ¡Aún no conozco a nadie que me haya dicho lo contrario!

Una vez realizada la exfoliación, ¡qué mejor que darse un baño de espuma! Relájate bajo el agua calentita y juega con la espuma todo lo que quieras… ya que estás sola en casa, ¡diviértete como la niña que llevas dentro!

Acabado el baño llega el momento de aplicarte una buena crema hidratante por todo el cuerpo. Es más, mientras te aplicas el cosmético aprovecha y date un buen masaje en piernas, brazos y abdomen. ¡Quedarás como nueva!

La manteca de karité es excelente para hidratarte la piel así que ya sabes, hazte con la Manteca Corporal Hidronutritiva de Vid Divine que, además de hidratar, te protege la piel frente a agentes externos y te aporta una buena dosis de antioxidantes para combatir el envejecimiento prematuro de la piel.

Prueba a seguir estos consejos para tener tu sesión de spa en casa y cuéntame tu experiencia. Es más, si se te ocurre algún paso más para que la sesión sea aún más agradable, me encantará leerte.

 

Ana

Soy consultora de belleza y conozco todos los secretos del maquillaje y los productos para el cuidado de la piel. Me gusta estar siempre perfecta y mi misión es compartir contigo todas las experiencias que me ayudan a realzar mi belleza y a cuidar de mi piel. ¡Siguiendo mis consejos luciréis siempre impecables!

1 comentario

  1. Luisa Maria Garcia Repiso

    Que maravilla y que relajación. Gracias

Déjanos un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Suscríbete a nuestro blog

Suscríbete y sigue nuestras novedades de productos y noticias ESDOR