Cafeína en cosmética, ¿cuál es su función?

La cafeína que consumimos a través de cafés, tés, cacao o refrescos no es más que una sustancia estimulante que empleamos para aumentar la actividad cerebral y mantener la vigilia pero, ¿sabíais que también empleamos cafeína en cosmética? Sí, sacamos partido de la cafeína para tratar el cuerpo, la cara y el pelo ya que favorece la correcta circulación sanguínea, hidrata, protege y es un potente antioxidante natural.

La cafeína es una de las sustancias que mejor penetra a través de la piel. Además, es capaz de disminuir la capacidad del tejido adiposo de acumular grasas y acelera su proceso de degradación. Por eso se emplea en gran cantidad de cremas y productos enfocados al tratamiento y eliminación de la celulitis.

 

Los metabolitos son sustancias generadas por el propio organismo a partir de las sustancias que entran en contacto con él. Se ha visto en investigaciones científicas que la cafeína -y algunos de sus metabolitos- son capaces de ayudar a las células a combatir los efectos nocivos de las radiaciones UV y el fotoaging. Por tanto, ayudará a retrasar la aparición de arrugas, manchas solares y pérdida de elasticidad. Es normal, pues, que se emplee la cafeína en muchas cremas antiaging.

Las propiedades de la cafeína sobre la microcirculación cutánea la convierten también en uno de los ingredientes más habituales en productos destinados al contorno de ojos. Al aplicarse en el rostro, la cafeína facilita una pequeña vasoconstricción de los capilares, que favorece la circulación a nivel de la piel. Gracias a ella se reduce el enrojecimiento de la piel.

Dada esta característica, muchos de los tratamientos anti-ojeras y bolsas bajo los ojos se formulan con cierto porcentaje de cafeína en su composición, como ocurre con el Contorno de Ojos y Labios Antioxidante Vid Origin de ESDOR.

 

4 comentarios
4 me gustas
Entrada anterior: Consecuencias de no desmaquillarse por la nocheSiguiente entrada: Sueño y Belleza: dormir bien, el mejor cosmético

Entradas relacionadas

Comentarios

  • Nuria Macías García

    octubre 23, 2016 at 08:05
    Responder

    Me parece muy interesante, yo sufro rojeces en la piel.

  • Marisa García Sánchez

    octubre 16, 2016 at 23:18
    Responder

    Qué interesante,gracias!

  • Marisa García Sánchez

    octubre 16, 2016 at 23:18
    Responder

    Qué interesante,gracias!

  • Luisa Maria Garcia Repiso

    octubre 10, 2016 at 10:51
    Responder

    Pues eso es fantastico, porque ya a veces tengo bastantes rojeces. Muy buena información

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *